Aumenta la velocidad del ojo que todo lo veDisminuye la velocidad del ojo que todo lo ve
    Comentarios
    Sex shop Amos Y Mazmorras I. La Doma
    5 de 5 Estrellas! Por maria el 12/03/2014
    Intrigante, es la unica palabra que puedes describir este li...(leer)

    Juguetes XXX, una gran selección de juguetes eróticos organizados por categorías


    Un poco acerca de Consoladores...

    El consolador (también conocido en su forma inglesa como dildo) es un complemento sexual utilizado desde tiempo inmemorial inventado para autocomplacerse tanto los hombres como las mujeres, existiendo indicios de que era utilizado hace unos 2500 años. En algunas relaciones sexuales también suele añadirse un consolador como parte del juego sexual para estimular a la pareja.

    Historia

    Las referencias más antiguas que se conocen detallan su uso como elemento decorativo o escultórico durante celebraciones de fiestas de fertilidad o cosecha, en muchas ocasiones acompañadas de vaginas, penes y testículos, en todas las ancestrales culturas. En Córcega los arqueólogos encontraron monumentos fálicos de varios metros de alto, de la Edad del Bronce (aproximadamente 4000 adC).

    Las muestras de restos arqueológicos así como en escritos se han encontrado pruebas de su uso por las culturas más adelantadas en su tiempo (egipcios, griegos, romanos, chinos). Los romanos hacían objetos semejantes a enormes penes con velas.

    Existen documentos indicando que durante la época griega los vendedores vendían los olisbos, muy famoso entre la soltería femenina (al igual que en el presente), estaban hechos tanto en piedra, como cuero y a veces de madera.

    En el antiguo Oriente fabricaban consoladores con boñiga de camello, seca y recubierta con resina.

    Durante la Italia del Renacimiento, al uso del consolador se le añadió el aceite de oliva como lubricante, deleitándose los usuarios con semejante aparato.

    En la época victoriana se comienza a utilizar el consolador de goma, más cómodo que sus iguales anteriores. Fue durante ésta época cuando se comienzan a tratar casos de histeria haciendo uso de consoladores y vibradores (que se hicieron muy populares terapéuticamente) pero sólo y exclusivamente para ese único uso, ya que el procurarse placer sexual estaba prohibido para la mujer por ser algo escandaloso.

    Llegado el siglo XX y la cinematografía se comienzan a dar otros usos artísticos al complemento sexual.

    En la actualidad existen de todos los tamaños, formas y flexibilidad, de manera que pueden alcanzarse las principales zonas erógenas del cuerpo, sabores y colores para quienes no soporten el gusto o la textura del elemento con el que está fabricado.

    Variantes

    Algunos consoladores son utilizados en relaciones sexuales de pareja a modo de prótesis, junto a un arnés de cintura (similar al que se utiliza en escalada con algún cambio) que se pone alrededor del cuerpo, bien para alargar el tamaño del pene o bien para ser utilizado por parejas de sexo femenino. Esta forma de empleo se conoce como strap-on (que podría traducirse como "con correa"), y suele verse escrito en castellano como estrapón.